INFUSORIA- 3 LA VIDA DE LOS POETAS MENORES

Bien se puede imaginar la constelación
Que produciría su muerte ahora
Dentro de una minúscula galaxia de dolor,
Pero no su descanso.
Fue en alguno de los tantos valles acantonados
De la palabra
Donde se le reveló
Al apartarse por primera vez
Dejando al aire su cabellera de cumbres borrascosas.
¿Qué le había suspirado con la primera mentira
Envuelta por el corazón foliado del paraíso
Desde donde veía caer las perlitas verdes entre
Las cuales seleccionarían más tarde las más grandes
Para cargar sus pistolas de goma
Y contarse mutuamente las marcas y moretones
Que recibiría en procesión el cuerpo
Junto con el puntaje final del juego?
Los paraísos han sido cortados y reemplazados.
Otra flor lila cae de otro árbol y describe en el aire
La trayectoria de una pincelada sobre un fondo vacío.
La temperatura aumenta.
Los tilos se abren aún más y en su ebullición atmosférica
Una infusión tóxica se transforma
Encapuchando luego con vagas ensoñaciones y estremecimientos
Imposibles de apartar:
He aquí el único surtidor que llega a la mente
Escanciándola hasta el borde del silencio
Y dejando a su propia muerte intacta
Como la mejilla
De una nueva estación.

Advertisements

Leave a Reply

Fill in your details below or click an icon to log in:

WordPress.com Logo

You are commenting using your WordPress.com account. Log Out / Change )

Twitter picture

You are commenting using your Twitter account. Log Out / Change )

Facebook photo

You are commenting using your Facebook account. Log Out / Change )

Google+ photo

You are commenting using your Google+ account. Log Out / Change )

Connecting to %s


%d bloggers like this: